LOS GASTOS QUE NOS GENERA NUESTRO COCHE NUEVO

La idea de comprarnos un coche nuevo o usado cuando el que tenemos ya es viejo o lo queremos cambiar porque nos da un elevado número de averías es una opción.

Lo podemos cuidar y reparar hasta que tengamos la posibilidad de comprar otro, la precariedad laboral y las malas expectativas económicas del país así no o exponen.

El mantenimiento de un coche no suele ser barato, ya que conlleva una serie de gastos con los que tenemos que hacernos cargo. El combustible, tasas, en impuestomatriculación.es podemos consultar algunos impuestos si adquirimos un coche nuevo.

Los impuestos y tasas que debemos abonar al comprar un coche nuevo son varios y los principales son, el impuesto de matriculación, impuesto de circulación y el IVA. En la página anteriormente mencionada podremos calcular el impuesto de matriculación en un momento.

EL COCHE COMO HERRAMIENTA INDISPENSABLE  EN NUESTRO DÍA A DÍA

Hoy en día un coche es necesario para nuestra vida diaria nos leva y nos trae de un lugar para otro, a casa, al trabajo, etc. Nos agiliza el tiempo en los trayectos diarios y permite la movilidad de las mercancías tanto particulares como empresariales.

Los motores cada vez son más eficientes y menos contaminantes puesto que en determinados casos como en el supuesto caso que debamos pagar el impuesto de matriculación, pagaremos más o menos dependiendo de las emisiones que nuestro nuevo coche emita a la atmósfera.

Este impuesto se paga una vez en el momento de la compra del vehículo y su previa matriculación. Dispone de unas tablas que miden el porcentaje de emisiones en las cuales determinará lo que debemos pagar  y la podremos consultar a la hora de pagar o en algún artículo oficial o relacionado con el motor.

Hacer un cálculo de lo que vamos a pagar de impuestos según el coche que compremos no nos vendrá nada mal puesto que lo que vamos a desembolsar si es nuevo viene a ser un 30 por ciento del coste del vehículo.

La cosa es para pensárselo y tal vez irse a comprar un coche al extranjero, a Alemania o Andorra aunque en este último país las cosas no son muy favorables en la compra de un vehículo nuevo respecto a hace unos años.

Así como en Alemania si es de segunda mano el coche que queremos tendremos que pagar los impuestos correspondientes como el de matriculación una vez que lo legalicemos en nuestro país. Estos trámites es mejor informarse de que gastos nos supondrá la aventura de comprar un coche en el extranjero o comprarlo aquí para compararlos gastos que nos van a generar.